El valor añadido de tu mediador

empresario

Cuando analices diferentes ofertas de seguro de crédito y te plantees qué recibes a cambio de tu dinero, valorarás aspectos importantes como el precio (prima), qué compañía te va a asegurar (proveedor) y cuánto te van a cubrir de cada uno de sus clientes (cobertura).

Todo ello es importante, pero también lo es quién te va a ayudar a exprimir esa póliza, quién va a estar ahí cuando haya algún problema, quién, cómo y cuándo va a proporcionarte soluciones cuando las necesites.

Tu seguro de crédito siempre va a tener un mediador. Será una correduría de seguros generalista (normalmente no especializada) o una entidad financiera (no es este su negocio directo). O Sanz Crédito y Caución, una Agencia Exclusiva. Cuando se opta por alguna de las dos primera soluciones, no es raro que tengas que terminar pidiendo el servicio de asesormiento directamente a la compañía… y que se tengas que defender tú solo si hay problemas…

Tu agente no hará bien su trabajo si no lo percibes como un copiloto en la carrera por sortear los peligros inherentes al riesgo comercial de tu empresa.